Ser chaparro tiene “Grandes ventajas”

Razones por las que deberías estar saliendo con un “chaparrito” justo ahora.

Quien esto escribe no llega al metro setenta de estatura, lo que para los estándares de belleza tradicional me coloca en la categoría de “bajo de estatura” o en un término más mexicano, en “chaparro” o “chaparrito” de cariño.

Traumas aparte (en proceso de ser superados), he descubierto algunas ventajas bastante prácticas en ser bajo, y por las que deberías estar considerando salir con alguien de estas características.

¿Quieres llegar hasta adelante en el concierto pero por tu estatura le estorbas a todos? Eso nunca me ha pasado, inclusive me dejan pasar y si quieres unas cervezas no importa, siempre encuentro la forma de recuperar mi lugar hasta adelante.

Ser el centro de atención en cada fiesta sólo porque eres alto no tiene gracia, al ser bajo debes ser más perspicaz y sacar lo mejor de tu personalidad, además ver el mundo desde abajo te da mucho campo de acción, reconoces la situación, te cuelas entre la gente que más se divierte y si no la estas pasando bien, siempre puedes salir y pasar desapercibido.

Podemos engordar, pero nunca seremos pesados, cuestiones de personalidad aparte.

Siempre quieres salir con alguien al que todos le hacen reverencia para saludarlo.

Siempre nos vemos más jóvenes, sí lo siento pero la altura agrega años.

No tenemos problemas con los postes, trabes o lámparas con las que todo mundo pelea.

Es cierto no alcanzo lo que está en las gavetas altas, pero por otro lado es más fácil agacharnos (piénsalo dos veces).

Y a propósito, en nuestra cama siempre hay espacio extra.

La verdad es que no importa si eres alto, flaco, gordo, chaparro o de cualquier color, en el gusto está la diversidad.

Colaboración de Ginés Navarro

@Cancerberus

 

¿Te gusto? ¡Compártelo!

AgenteSDeA

Nuestro principal objetivo es generar contenido escrito basado en diferentes temas de interés con el propósito de informar y entretener como parte de un servicio editorial incluyente y diferente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *